Los 6 puntos del acuerdo de convivencia que son cumplidos por el CNE

El Consejo Nacional Electoral (CNE) ratificó este martes su pleno apego al acuerdo por la convivencia y la paz diseñado entre Gobierno y oposición venezolana en República Dominicana, que establece garantías para los venideros comicios presidenciales.

Responder a estas demandas, que ya están incluidas en el cronograma electoral, es el compromiso “de este Poder Público del Estado, tal como lo dijimos al convocar a esta elección presidencial, al garantizar las condiciones efectivas para que las diferencias se diriman, como siempre, a través del voto”, dijo la presidenta del órgano comicial, Tibisay Lucena, quien recordó que el llamado a elecciones para el 22 de abril también responde al acuerdo.

En rueda de prensa ofrecida este martes en la sede principal del CNE, en Caracas, indicó que ya se entregó a la Secretaría General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) la invitación para conformar una misión de acompañamiento y observación, una de las garantías electorales previstas en el acuerdo.

Dicha medida se ajusta a lo establecido en el reglamento de la Ley Orgánica de Procesos Electorales, donde se indica que las misiones de acompañamiento deben responder a los principios de supremacía constitucional, respeto a la soberanía, autodeterminación de los pueblos, no injerencia, imparcialidad, transparencia y respeto a las normas.

Además de la misión de la ONU, “tendremos nuestro plan de acompañamiento con expertos electorales, académicos, político y periodistas, que siempre hemos invitado a lo largo de los años. Además de eso, tendremos nuestra misión de acompañamiento técnico, en donde todos lo que participen tendrán una oportunidad, como siempre, de estar presentes”, dijo Lucena.

Auditorías programadas

Otro de los puntos previstos en el acuerdo es la realización de las auditorías a todo el sistema comicial con los parámetros usados tanto en los comicios presidenciales de 2012 como en las parlamentarias de 2015, condición que este martes fue ratificada por el propio órgano comicial.

“Como siempre, para todos los procesos electorales, ya el CNE tiene estandarizada una batería de auditorías que se hacen en presencia de los testigos de las organizaciones con fines políticos, en este caso también con los observadores nacionales y acompañantes internacionales y con aquellos técnicos que tengamos de las distintas misiones de acompañamiento que tendremos en el país”, explicó.

En 2018 se han incluido en el cronograma 13 auditorías a componentes como el Registro Electoral, la selección del servicio electoral, cuadernos de votación, máquinas de votación, el software, los archivos, los datos de los electores, el despacho de las máquinas comiciales, la infraestructura, el sistema de totalización, los medios de transmisión, así como la verificación ciudadana en sus dos fases.

Además de las auditorías, el CNE cumplirá el próximo 15 de marzo con el sorteo para la elección de los votantes que cumplirán el rol de miembros de mesa, también contemplado en el acuerdo de convivencia.

RE y centros de votación

La presidenta del CNE ratificó que este martes 20 de febrero cierran las jornadas especiales de inscripción y actualización de datos en el Registro Electoral (RE) a nivel nacional. En el caso de los venezolanos residenciados en el extranjero, se mantendrán hasta el 25 de febrero.

Con este proceso se cumple con el documento surgido del proceso de diálogo en territorio dominicano, que también establece como otra garantía electoral la restauración de los centros de votación reubicados tras los hechos de elevada violencia política vividos en el país entre abril y julio pasados, que fueron promovidos por sectores radicales de oposición en algunas zonas de Caracas y otras ciudades del país.

Al respecto, Lucena explicó que esa decisión está bajo evaluación del directorio del CNE, que próximamente dictaminará los pasos a dar en ese sentido.

Otro de los puntos en la agenda es la creación de condiciones para garantizar la equidad en el acceso a medios de comunicación y redes sociales durante la campaña electoral.

En ese sentido, la presidenta del CNE ratificó que el cumplimiento del documento diseñado en territorio dominicano “responde a una política pública de Estado por la paz y al democracia”; en esa línea, instituciones, partidos políticos y ciudadanos están obligados a encontrar “las rutas para que nuestro pueblo decida libre y soberanamente”.

Nota AVN